miércoles, 16 de marzo de 2011

El Farol de las Nieves





De luz amarillenta, recorría la ciudad de Tunja y sus


contornos. El Farol salía de la Iglesia de las Nieves,


suspendido en aire a una altura de diez metros, con rumbo


caprichoso, pero en busca de la plaza principal.
Se detenía en algunas casas cercanas a la Catedral de Tunja.

El Farol de las Nieves está relacionado con la leyenda de la Emparedada, una joven que recibió el castigo de su padre por buscar un matrimonio a disgusto y a escondidas.

Conocedor el padre de las intenciones de su hija, salió con un hachón o farol en su busca por la calle que va a la catedral y, al no poder convencerla, decidió emparedarla en una alacena.

Con el tiempo apareció el espanto del Farol de las Nieves en Tunja.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada